HCM

Smart working: diseñando el futuro del trabajo

El Smart Working es un término que no es nuevo, pero que ha tomado nuevos matices en un contexto de constante cambio, más aun en tiempos de pandemia en los que esquemas de trabajo quizás antes electivos – como el trabajo remoto – se convirtieron en una forma de trabajo necesaria para gran parte de la fuerza laboral.

¿Qué es el Smart Working?

En el año 2013, Anne Marie McEwan publicó el libro Smart Working: Creando la Próxima Ola. En él, McEwan afirmó que era posible diseñar sistemas organizativos que generaran beneficios y bienestar tanto para las empresas como para las personas. Analiza además las tendencias en el lugar de trabajo de entonces en relación con las personas, la tecnología, el lugar y el espacio y describe cómo las tecnologías de comunicación colaborativa crean posibilidades para estimular y aprovechar la inteligencia colectiva en la empresa.

El Smart Working con el tiempo -y quizás gracias a la transformación digital- fue acercándose más hacia una definición que destacaba el trabajo remoto y su fusión con las nuevas tecnologías haciendo del Smart Working una metodología de trabajo que dota a los colaboradores con las herramientas tecnológicas necesarias para alcanzar un nivel de rendimiento profesional máximo trabajando desde cualquier lugar.

Al llegar la pandemia, el término adquiere una significancia especial pues, además de las nuevas tecnologías que deben adoptar muchas empresas para facilitar nuevos esquemas de trabajo remoto o híbrido, se hace necesario reforzar aspectos centrados en el elemento humano como lo son la confianza, el balance vida personal vs trabajo, el manejo de la incertidumbre y adaptación al cambio y la flexibilidad.

En resumen, el Smart Working es un término que fluye con el cambio y que enmarca formas en las que empresas y sus colaboradores pueden a adaptarse a él generando resultados positivos y bienestar para ambas partes.

Elementos claves para el diseño del futuro del trabajo

El futuro del trabajo es una proyección de cómo evolucionará la forma en la que trabajamos en los próximos años. Suele decirse – a propósito del impacto de la pandemia – que estamos todos en la misma tormenta, pero en diferentes barcos. Esta analogía aplica al diseño de estrategias para el futuro del trabajo, proceso que debe tener en cuenta las particularidades de cada empresa y el contexto en la que se desenvuelve.

En términos generales, las empresas y sus líderes de Recursos Humanos deben estar preparadas para definir y redefinir quién hace el trabajo, cómo lo hace y nde y en qué momento lo hace.

Cuando se considera quién hará el trabajo, las empresas pueden hoy ampliar su mirada y considerar diversas figuras como, por ejemplo: una mayor participación de trabajadores independientes o a tiempo parcial, las gerencias temporales, los trabajadores por proyecto específico, los colaboradores extranjeros remotos e incluso la incorporación de asistentes robóticos para tareas tediosas y repetitivas.

Con respecto a cómo llevarán a cabo su trabajo los colaboradores, las empresas deben estar preparadas para dotar a su fuerza laboral con las herramientas tecnológicas y el conocimiento necesarios para que puedan trabajar, comunicarse, colaborar y vincularse para maximizar la motivación, la productividad y la satisfacción del personal.

En cuanto al dónde y en qué momento, hoy ya coexisten esquemas de trabajo en los que el colaborador puede trabajar de manera 100% presencial si su labor lo requiere o de manera remota o con una figura híbrida semi-presencial y en los que puede trabajar de manera asíncrona con agendas de trabajo fluidas y basándose en objetivos, no en horas trabajadas.

El rol de tecnología aplicada a la Gestión de Capital Humano

El diseño del futuro del trabajo tiene un importante componente tecnológico pues los nuevos esquemas de trabajo requieren de mayor foco en la seguridad de la información y nuevas y más ágiles formas de acceder a información y documentos, realizar aprobaciones y comunicarse, entre otros

Sin embargo, un aspecto tecnológico clave por su importancia en la adaptación de la empresa al futuro del trabajo es el uso de un software de Gestión de Capital Humano. Gracias a la mirada holística que proporciona una solución de HCM, los líderes de Recursos Humanos pueden agilizar sus procesos de reclutamiento, acompañar al talento en su adaptación desde que se integra a la empresa y ponerlo al centro y al frente del diseño y planificación del futuro del trabajo.

La tecnología se convierte así en la gran aliada del desarrollo del talento en la empresa, permitiendo reclutar al talento idóneo, capacitarlo, motivarlo y tomarle el pulso a sus necesidades para asegurar una mayor satisfacción en el trabajo.

Gracias a un solución como Exactus HCM, el área de Recursos Humanos se convierte en un área más estratégica en la que se planifica y se prepara al talento con el que la empresa afrontará con éxito los futuros cambios del entorno.

Te invitamos a ver el video del conversatorio: Smart Working: Diseñando el Futuro del trabajo que ofrecimos recientemente con la participación de un panel de expertos internacionales en Gestión de Capital Humano que aportan diversas miradas y experiencias sobre el diseño del futuro del trabajo. Click aquí para ver el video.

¿Necesitas más información y detalle sobre las funcionalidades de Exactus HCM? Solicita una reunión o una demo aquí o contactándonos a:
Email: exactus@bctsconsulting.com
Celular/WhatsApp: +51 989 060 227

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.